ESSM026

8 de Septiembre – Natividad de la Santísima V. María

La natividad de María

Genealogía de Jesucristo, hijo de David, hijo de Abraham: Abraham fue padre de Isaac; Isaac, padre de Jacob…. Salmón fue padre de Booz, y la madre de este fue Rahab. Booz fue padre de Obed, y la madre de este fue Rut. Obed fue padre de Jesé; Jesé, padre del rey David. David fue padre de Salomón, y la madre de este fue la que había sido mujer de Urías. Salomón fue padre de Roboam …. Josías, padre de Jeconías y de sus hermanos, durante el destierro en Babilonia. Después del destierro en Babilonia: Jeconías fue padre de Salatiel; Salatiel, padre de Zorobabel …. Azor fue padre de Sadoc; Sadoc, padre de Aquim; Aquim, padre de Eliud; Eliud, padre de Eleazar; Eleazar, padre de Matán; Matán, padre de Jacob. Jacob fue padre de José, el esposo de María, de la cual nació Jesús, que es llamado Cristo. Mt 1,1-16

Hoy es el día en que se celebra la natividad de María de Nazaret, la Madre de Jesús. María es la reina de la Iglesia, la por su mismas palabras en sus pariciones en Lourdes, fue concebida sin pecado original. Ella le dijo a Santa Bernardita Soubirou: “Yo soy la Inmaculada Concepción”, verdad que se considera dogma de la Iglesia declarado por el Papa Pío IX. A la natividad de María está dedicada la catedral de Milán. Ella es, desde su nacimiento, la esposa del Espíritu Santo  que representa a toda la humanidad en su matrimonio con Dios. Es la mujer en la que se cumplen las promesas de Dios y la fidelidad a la Alianza para la humanidad. Esta verdad es descrita admirablemente por el profeta Isaías: «Destilen, cielos, desde lo alto, y que las nubes derramen la justicia! Que se abra la tierra y produzca la salvación, y que también haga germinar la justicia! Yo, el Señor, he creado todo esto» (Is 45,8). En esta justicia divina están radicadas todas nuestras historias personales que, como nos ha dicho el sacerdote esta mañana en la celebración de la Misa en Saronno, pueden ser historietas, pero son bendecidas por Dios y forman parte del río de la historia de la salvación. Son pequeñas historias como las de las personas que se nombran el día de hoy en el texto de Mateo. Constituyen el primer texto de la historia de la salvación y entran en el mar del misterio de Dios. Este misterio tiene dimensiones cósmicas y a él pertenecemos también nosotros que, con nuestra oración de la mañana, celebramos el evento, ya que cada familia que se levante a hacer oración se injerta establemente en esta historia. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.